Uñas Débiles

Déjese consumir por el fuego

Las uñas fuertes son sinónimo de buena salud y fuente de atractivo personal.  Para revitalizarlas acerque un fósforo prendido y pase la punta de cada uña, tres veces, cerca del fuego; sólo debe permitir que se queme el borde y nada más.  Luego límese las uñas usando para ello una lima de cartón y límpieselas con un algodón empapado en thiner, bencina o acetona.

Hasta la última punta

La belleza es, ante todo, esmerado cuidado, desde la punta de la cabeza hasta la punta de los pies.   Luciendo unas uñas lindas y sanas se dice mucho respecto a nuestro cuidado personal; por eso evite la debilidad y rotura de las uñas aplicándoles un poco de jugo de naranja con bastante azúcar, todas las noches.  Esto las fortalecerá y protegerá contra las más duras pruebas.

Dulces puñales

Las uñas quebradizas son un verdadero problema, pero se puede resolver frotándoles un casquete de limón y luego impregnándolas con aceite de oliva.

¿Trabaja con las uñas?

Las tareas domésticas y el trajín diario, le quitan a las uñas su dureza y brillo natural, volviéndolas frágiles y quebradizas.  Para restaurar su fortaleza, consiga cien gramos de pepino cohombro y lícuelos con una cucharadita de harina de avena miel de abejas y muy poca agua.

Quizá también te interese
Contenido Relacionado

Ataque el agente

Para combatir el agente interno, generador de la urticaria, mezcle malva, salvia, violeta, ortiga picante y bardana.  Vierta dos cucharadas de la mezcla en un litro de agua fría, deje reposar durante dos horas y luego ponga a hervir.  Después deje en reposo durante diez minutos, cuele e ingiera por lo menos un litro diario de esa sustancia.

El mejor compromiso

Si realmente quiere curarse de la úlcera, tendrá que asumir muy seriamente el compromiso de hacer y tomar diariamente este remedio: licue un puñado de caléndula en medio litro de agua de té.  Después beba una taza sagradamente durante dos meses, al cabo de los cuales cesará la enfermedad.