Sarna

Sálvese con la hiedra

La sarna es una enfermedad progresiva y debe manejarse con mucho cuidado para que no se agrave.  Erradíquela definitivamente llevando a cabo este remedio: ponga a cocinar dos puñados de hiedra en una "taza  de agua  durante algunos  minutos.  Enseguida  aplíquese emplastos sobre las zonas de la piel afectadas y déjelos ahí por espacio de veinte minutos. Repita diariamente hasta que ya no queden ni rastros de la sarna.

Confié en esta pomada

Muela hojas frescas de ruda y vaya añadiéndole, manteca de cualquier animal de pelo (no sirve manteca de pavo, gallina o tortuga), y cuando, ya tenga una pomada de ruda aplíquela sobre la sarna.

Quizá también te interese
Contenido Relacionado

El mejor antitranspirante

¿Para qué revuelve el sudor con diversos perfumes si de ese modo no logra solucionar el problema? La mejor medida es evitar la sudoración excesiva utilizando para ello medio limón, el cual debe restregar después del baño en los sitios afectados.

Si suda hasta petróleo

Otra agüita curativa

Prepare una infusión de hojas de ruda con hojas de toronjil o marrubio, que este mate también es muy eficaz para combatir el malestar producido por la altura.

Un té o mate indispensable

La voz de la experiencia

La medicina tradicional nos entrega uno de los más sencillos y poderosos remedios para la sordera: solamente tiene que bañarse el oído, interna y externamente, con miel de abejas.  Hágalo todos los días, durante un mes, y así podía ser testigo auditivo de todo lo que dicen a su alrededor.

Para calores que ahogan

Una semana es suficiente

Se dice que la sinusitis proviene de la costumbre de bañarse con agua fría cuando se está acatarrado.  Recupérese de la enfermedad triturando tres remolachas hasta obtener el zumo; durante una semana debe tomar una buena dosis antes de acostarse.

Duele hasta el alma