Eczemas

Eczemas - remediocasero.com.mx

La dermatitis atópica, que también se llama eczema atópico o eczema constitucional, aparece comúnmente en niños y jóvenes (a veces en adultos). Es una alteración de la piel de origen hereditario y por lo general crónico, principalmente en niños que tienen una piel muy seca. Los padres recién lo notan cuando sus hijos tienen la edad suficiente para rascarse. Los eczemas aparecen de un modo muy característico siendo bilaterales y simétricos. Por ejemplo, aparecen detrás de ambas orejas, alrededor de las comisuras de los labios o detrás de las rodillas, y muestran una gran preferencia por los pliegues en oposición a las superficies planas de piel como flexura de codos, rodillas y no suelen verse en la mitad del abdomen o muslo, a menos que se trate de una dermatitis generalizada. Este proceso se inicia generalmente con una inflamación, enrojecimiento y comezón en la cual se desarrollan vesículas que se rompen y liberan un líquido, para posteriormente aparecer piel seca, costras amarillentas y descamación. La cronicidad de este problema genera un engrosamiento de la piel.

Síntomas:

  • Picor, enrojecimiento e inflamación en la piel
  • Agrietamiento de la piel
  • Costras y escamación de la piel.
  • Ampollas, ampollas escamosas en los brazos y piernas
  • Erupciones en las mejillas, brazos, piernas y detrás de las rodillas
  • Erupciones en el interior del cuerpo
  • Dificultad para dormir. Los párpados hiperpigmentados
  • Ojeras alérgicas, con anillos de color oscuro alrededor de los ojos.
  • Piel curtida, causada por la fricción excesiva de la misma.
  • Pliegue extra de piel debajo de los ojos, conocido como: pliegue atópico o pliegue de dennie-morgan.
  • Pequeñas protuberancias o pápulas.
  • Áreas escamosas en la piel, también conocido como ictiosis.
  • Pequeñas protuberancias ásperas, conocido como queratosis pilar.
  • Pliegues adicionales en las palmas.
  • Urticaria, ronchas
  • Inflamación de los labios, conocido como queilitis.

Causas: Los padres que padezcan de esta enfermedad son más propensos a tener hijos con eczema. También se produce por una reacción de intolerancia de la piel a agentes que actúan desde fuera o desde dentro del organismo, como las alergias que se manifiestan al contacto con la piel (jabones, cremas, perfumes, polvo, lana, ropa sintética). Las alergias a alimentos son muy extrañas, pero pueden dar-se. El estrés también puede desencadenarla.

Tips de prevención

- Usar jabones a base de detergentes suaves o con un ph neutro.
- Secarse al aire o suavemente después de bañarse.
- Aplicarse una loción hidratante sin perfume en la piel después del baño.
- Evitar exponerse al sol, así como a los ambientes muy secos.
- Evitar el contacto con animales (perros, gatos, pájaros, etc.).
- Evitar situaciones de estrés.  Buscar un momento para relajarse todos los días.
- Usar ropa de algodón suave.
- No utilizar zapatillas sintéticas durante mucho tiempo.
- Evitar almohadas o cubrecamas con plumas de aves.
- Identificar si algún alimento produce reacciones alérgicas en la piel. Los más frecuentes son huevo, chocolate, plátanos, leche de vaca, naranja, melocotón, pescado azul, picantes y frutos secos. Vigilar la reacción que puedan provocar.

Remedios caseros

Los tratamientos tópicos (aplicados directamente sobre la piel) o sistémicos (generales), son sintomáticos y solo dirigidos a eliminar los diferentes factores desencadenantes y, en fase de actividad, controlar la inflamación, el picor y la sequedad de la piel.

Fitoterapia: Tome infusiones calmantes para relajar su sistema nervioso: melisa, muña, manzanilla, cedrón, tilo, menta.

Compresas: Para la resequedad y escozor prepare una infusión de tilo, moje un algodón en la preparación y aplique una compresa. Déjela actuar durante 20 minutos.

Compresas: Para el enrojecimiento e inflamación aplique una mascarilla de arcilla blanca.

Aceite: Aplique una pequeña capa de aceite de rosa mosqueta. Las sustancias oleosas ayudan a retener el agua en la piel.

Lavado: Use solo agua para lavar las zonas problemáticas.  Si es necesario usar jabón, use el de glicerina con ph neutro para bebés.

Limpieza, tersura y salud

Los eczemas son un brote rojizo que surge por innumerables razones.  Elimínelos empleando una infusión con una cucharada de enebro, otra de salvia y un puñado de milenrama, otro de tomillo y otro de naranjo amargo.  Mezcle todo muy bien y vierta una cucharada en una taza de agua hirviendo; deje reposar cinco minutos y filtre con papel.  Tómese una taza después de la comida y adiós brotes molestos.

Selectividad al comer

Para que no sufra problemas de eczemas, evite el consumo de alcohol y de especias.  Asimismo, reduzca al mínimo la ingestión de quesos fermentados y de toda clase de grasas.  Recuerde que los fármacos poco pueden hacer en estos casos, por eso es muy útil recurrir a los productos naturales.

Hojas y más hojas

Vierta un puñado de hojas de frutilla o fresas y otro de hojas de ciruelas, en un litro de agua hirviendo y déjelas cocinar durante tres minutos; luego báñese las zonas afectadas y los eczemas desaparecerán.

Quizá también te interese
Contenido Relacionado

Madre bella, bella mujer

Durante el embarazo la piel se estira bastante y esto origina las estrías posparto, pero usted puede hacer mucho por evitarlas. Desde los primeros meses aplíquese masajes en el vientre, caderas, muslos y pecho, con aceite de borraja. Hágalo todas las noches y así podrá conservar una piel lisa después del parto.

Nervios de acero

Si la causa del estreñimiento es la excitación nerviosa, consiga un puñado de naranjo amargo, manzanilla, malva, valeriana, y dos puñados de botones de rosa.  Mezcle muy bien y vierta una cucharada en una taza de agua hirviendo.  Deje reposar durante diez minutos y tómese un vasito antes de acostarse y otro al levantarse.

No hay mal que dure cien años

Vegetal y mineral

Antes de desayunar consuma un plátano y un vaso de agua pura.  La mezcla de esos dos elementos producirá efectos muy benéficos en su organismo evitándole así problemas de estreñimiento.

Más puede maña que fuerza

La flor de la esperanza